¿PORQUÉ NO HAY QUE FIARSE DE ALGUNOS ARTÍCULOS MÉDICOS?.


PODRÍA PARECER UNA NOVELA NEGRA.

Como para fiarse de los artículos médicos que impactan con sus titulares. El último del pasado 21 de Abril por el Dr Peter K Law, acerca del Origen del COVID-19, donde acusa al sistema americano de haber sido quien produjo el virus SARS-CoV-2. Un artículo en una revista llamada “Open Journal of Regenerative Medicine” que es una total propaganda anti americana. Esta revista cobra dinero (alrededor de 700 a 1500 U$) por colocar su artículo y es pagado por el autor o la organización que trabaje.
Literalmente dice que el COVID-19 no se originó en China, sino que “Yo por la presente presento la directa e inequívoca evidencia que el 2019-nCoV es un arma biológica originalmente producida por los EEUU y el COVID-19 es un premeditado evento diseñado por EEUU para consolidar una sustancial supremacía política y económica internacional”
Debajo teneís el detalle de su artículo y aquí referenciado:
DOI: 10.4236/ojrm.2020.92006 47 Open Journal of Regenerative Medicine

Es un artículo que no deja dudas en su intención y se refuta en unas pruebas díficiles de demostrar acusando a los EEUU y por defecto a la FDA (la Agencia Food and Drugs) así como a la NIH (National Institue of Health o Instituto Nacional de Salud) de ser conscientes. No solo eso, sino al estilo de una novela negra ataca al Presidente Trump por anunciar que “Los EEUU abrirían una investigación acerca del origen del virus en China y si hubo maledicencia para acusar y castigar al Gobierno de China”. Wow, todo esto en una revista científica.

Bien, ¿quien es este Peter K Law?. A primeras parecería un americano por su nombre, pero no, es un ciudadano canadiense de origen en Hong Kong. Es un hombre brillante en su origen. Estudio high school en Hong Kong, luego se fue a Toronto. Ha sido ciudadano canadiense y residente permanente de EE. UU., Con B.Sc (Hons.) De la Universidad McGILL, M.Sc., Ph.D. de la Universidad de Toronto, y postdoctorado de la Universidad McMaster. Fue Profesor Asistente de Neurología en la Universidad de Vanderbilt, Profesor Asociado y Profesor Titular de Neurología y Fisiología / Biofísica en la Universidad de Tennessee, Memphis. En 1991, fundó la Fundación de Investigación de Terapia Celular (sin fines de lucro) en EE. UU. Se enfoca en ensayos clínicos sobre distrofia muscular (DM) con mioblastos para el tratamiento de enfermedades miodegenerativas como la enfermedad de Duchenne. Hast aquí estupendo. Ha escrito hasta el año 2010 hasta 73 artículos médicos muchos de ellos referenciados en importantes revistas médicas (Nature, Science, lancet, Cell, etc…)

¿Que es lo erróneo en el?
Su Fundación “sin ánimo de lucro” del que él es el 99% dueño y su mujer el 1% restante.
Completó decenas de patentes sobre el uso de mioblastos (células musculares) y a través de su Fundación se hizo contratos millonarios con “BioHeart” entre otras. Con BioHeart sobre todo por el uso de celulas madre reparativas en pacientes con daño muscular por miocardiopatías de cualquier tipo, especialmente en el infarto de miocardio.
Durante muchos años se benefició de ayudas para estudios y protocolos de investigación, pero he aquí que fue “pillado en fraganti” al intentar colar tres estudios clínicos esponsorizados por su Fundación: “Ver foto 4-5”

1.- Protocol 93-5 – “Myoblast Transfer Therapy as an Experimental Treatment for Duchenne Muscular Dystrophy;”
2.- Protocol 95-1 – “Whole Body Myoblast Transfer Therapy (MTT) as an Experimental Treatment for Duchenne Muscular Dystrophy (DMD) – Pivotal Trial;” and
3.- Protocol 95-2 – “Whole Body Myoblast Transfer Therapy as an Experimental Treatment for Becker Muscular Dystrophy.”

La agencia FDA americana es la que controla la veracidad de estudios y tratamientos antes de darle luz y precisa de todos los estandares de calidad.
Pues la Agencia estuvo pleitada con él durante casi 4 años pidiéndo al Dr Law que diera toda la informacion de los estudios a lo que se negó alegando que no recibió las notificaciones (!?¿).
La resolución de la FDA no se hizo esperar más y le acusó de:
Repetidamente y deliberadamente faltó la a las pertinentes regulaciones de conducta de los investigadores clinicos y el uso de investigación de nuevas drogas sobre todo referidas a los tres estudios anteriores.
Violó específicamente 5 disposiciones:
1.- No rellenar las responsabilidades generales sobre derechos, seguridad y beneficio de los estudios.
2.- Fallo en la conducta de los estudios con los protocolos acordados
3.- No se obtuvo el consentimiento informado
4.-Proveer una informacion inadecuada con el IRB (Institute Research Board) o Quienes son los miembros de la dirección del Instituto de investigación.
5.-Fallo en el mantenimiento adecuado y preciso de las historias delos casos realizados y sus datos de observación clínica que son pertinentes en la investigación clinica:

Por todo ello se le castiga:
No le sera concedida nuevas investigaciones con nuevas drogas. Deberá retornar todos los productos a sus proveedores. Desde 2006 en adelante se le prohibe administrar e investigar con celulas de mioblastos en sujetos humanos en los Estados Unidos de America.

¿Que hizo el Dr Law? Pues desde que empezó a investigar estuvo con empresas como BioHeart que a la postre al dejar de colaborar con él se metió en pleitos contra ellos de los que salio malparado y no obtuvo ninguna ventaja excepto el dinero que se le llegó a asignar “millones de dolares” por el uso de alguna de sus patentes. Las pruebas del resultado fallido en la Corte del Western District of Tennessee se le falló retirada de su demanda contra BioHeart y una indemnización de 1 dolar por parte de BioHeart.

Como digo una novela negra que no acaba aún …
El Dr Law estuvo ganando muchísima “pasta” al serle permitido trabajar con pacientes en Brasil desde su Fundacion en Tennessee:
Desde agosto de 1998, al menos 20 pacientes de diferentes partes del mundo, incluidos EE. UU. y España, vinieron a Brasil para someterse al MTT (Terapia de Transferencia de Mioblastos) en lugar de ir a Memphis. Es imposible saber cuántos niños brasileños fueron trasplantados. Pero al menos nueve de ellos tuvieron su tratamiento cubierto por el Departamento de Salud de Brasil a un costo de U$ 150,000 por niño, es decir, un total de U$ 1,350 millones de dólares. Es un delito verdadero contra la salud pública brasileña, donde los niños más afectados ni siquiera pueden permitirse comprar una silla de ruedas.
Cuando se le prohibió realizar trasplantes en los EE. UU., Decidió fortalecer su conexión brasileña. Sin embargo, Law, el cerebro de la organización, permaneció en los Estados Unidos. La producción de mioblastos, obtenida aparentemente de los músculos de niños estadounidenses sanos, también tiene lugar en los Estados Unidos. “Solo realizamos el trasplante (en Brasil), que implica 750 inyecciones”, explicó el Dr. Fiori a la madrina ficticia. “El gobierno debe pagar el trasplante. Muchos niños ya han ganado en la corte el derecho al tratamiento. Los padres de Bruno pueden hacer lo mismo “.
Esto ha sido posible debido a una violación de la Constitución de Brasil, que establece el pago en el extranjero por tratamientos no disponibles en Brasil en el caso de enfermedades graves. Esto estaba garantizado en al menos nueve casos. Pero hay evidencia de que la sucursal brasileña ha beneficiado más de 3 millones de dólares a la organización de Peter Law, ya que se realizaron más de 20 trasplantes solo en São Paulo.
Total que los niños fueron usados como “cerdos de guinea” literalmente como aparece reflejado en un artículo:
http://www.distrofiamuscular.net/conceicao.htm
El Dr Law segun dicho artículo intentó comprar el silencio para evitar una multimillonaria demanda.

Tras su “Affaire” con la FDA, el Dr Peter K Law se marcha a China invitado por El Ministerio de Relaciones Exteriores y el Ministerio de la Organización Central participando en el evento de 4 días en Beijing durante el 60 aniversario de la República Popular China, incluida la presidencia del desfile militar en la Plaza Tian An Men, reuniéndose y hablando en persona con el presidente Hu Jing Tao, primer ministro. Wen Jiabao y otros líderes de China, y cenando con ellos en el Salón de Banquetes del Gran Salón del Pueblo el 30 de septiembre de 2009.


Evidentemente consiguió abrir el Instituto de Terapia Celular, que se encuentra en …. Wuhan. Si señores, en Wuhan está trabajando este Profesor que es visionista de lo que ha pasado en Wuhan.
Pero el Dr Law en su afán de venganza presenta un artículo llamado “Crímenes contra la humanidad: Descubriendo dos décadas de corrupción en la FDA con respecto al tratamiento de la Enfermedad de Duchenne”

https://doi.org/10.4236/ojrm.2017.64004


Literalmente acusa a la FDA de deprivarle su financiación y desarrollo acusándoles de venganza, corrupción y un etc, etc…
Esto lo dice quien ha engañado durante años y beneficiado en oscuras investigaciones.
Así que señores bienvenidos al mundo que se puede denostar escibiendo entre líneas de verdades y falsedades.
El Dr law no tiene ninguna validez profesional, por cierto en los últimos 10 años solo ha escrito 8 artículos médicos, la mayoría en esta revista “Open Access” de pago en la que en 10 días te dan un visto bueno a la publicación, solo por “pasta”.

Esta información la recolecté en el momento que descubrí la publicación. Solo un poco de investigación en la red colocando en Google: Dr Peter K Law, te lleva a ver la calidad del individuo, un hombre inteligente pero misógino, absorto por el poder y la venganza.

* Conceição Lemes es el periodista brasileño que fingió tener un ahijado afectado por DMD y responsable del informe “Los médicos convierten una enfermedad en un asunto criminal”, publicado en el sitio “No Mínimo”. El enlace de la misma es:
http://nominimo.ibest.com.br/…/newstorm.notitia.apresentaca…

The Journal of Pearls in Critical Care (JPCC)

Herrero-Varon's MD Editors. Changchun (Jilin, China) and Houston (TX, USA). Language EN/ES 2011-2020

A %d blogueros les gusta esto: